sábado, 27 de octubre de 2012

Maestras Budistas Contemporáneas


Teijo Munnich
(budismo soto zen)


Desde la temprana edad de 5 años,  la Reverenda Teijo, tiene la ilusión de convertirse en monja católica. Así fue que su afán la lleva a entrar al convento, lugar en el cual no puede permanecer a pesar de ser una “ferviente católica” según su propia descripción.- Su búsqueda la lleva a pasar por la universidad, practicar danza, hasta que en 1975,  comienza su práctica budista con quien sería su maestro,  Dainin Katagiri hasta su muerte en el año 1990. –

En el año 1981 es ordenada moja budista zen y aproximadamente en el año 1983 ya comienza a proyectar la creación de un centro budista zen para el entrenamiento y residencia de mujeres.
Su práctica se desarrolla en Hokyoji, Minnesota, en Tassajara, California y en Hosshinji, Obama, Japón.-

La Reverenda Teijo, se convierte en heredera del Dharma de su maestro y finalmente en el año 2005 ve su sueño hacerse realidad cuando se inaugura el Templo Gran Árbol Zen, lugar de entrenamiento para mujeres en Asheville, Carolina del Norte

“Este Camino es inherente a cada uno de nosotros, sin embargo nuestros logros dependen de la ayuda de los compañeros practicantes. Aunque cada persona es brillante, de todos modos, nuestra práctica de la Vía necesita el poder de la gente [en el Sangha]. Por lo tanto, unificar la mente y concentrar la aspiración, practicar y buscar el camino juntos. Puliendo una joya se convierte en una vasija, un ser humano se convierte en benevolente y sabio  Qué joya brilla desde su inicio? ¿Quién es brillante desde el principio? Debe pulir y refinar. Así que, no se degraden, a no relajarse en su práctica de la Vía”. 
(Rv. T. M.)
Enseñanzas de la maestra Teijo
Sitio oficial web
¡Gracias! Maru Gil
Adriana Etsuho
 

1 comentario:

  1. Gracias Adriana, por compartir.
    Qué el Dharma nunca acabe

    Un abrazo

    ResponderEliminar